Entrevistas para estudiantes: Top 15 consejos

Entrevistas para estudiantes: Top 15 consejos

enero 29, 2019 0 Por Info Empleos

Trabajaste durante horas y horas en tu currículum, lo enviaste, asististe a las reuniones de trabajo y lograste obtener algunas entrevistas. Tienes esperanzas. Eres optimista. Y tal vez algo nervioso. ¡No temas! Estos consejos sobre entrevistas para estudiantes te ayudarán a manejar con confianza cualquier entrevista.

 

Antes de la entrevista

Vestirse para la ocasión.

Si no tienes ropa profesional (jeans y camisetas no pertenecen a esta categoría, tampoco ropa de sol), entonces es el momento de invertir en algo de ropa. No te preocupes puedes seguir siendo tú mismo, sólo serás una versión mejor vestida. Esto es importante.

 

Llegar temprano.

Si no estás seguro de dónde está el sitio de la entrevista, un día antes de la entrevista recorre el lugar y familiarizate un poco, encuentra posibles lugares donde estacionar y asegúrate de conocer el edificio o ala correcta. El día de la entrevista, asegúrate de salir temprano para llegar a tiempo, o bueno justo a tiempo, recuerda la puntualidad es tomada muy bien por la mayoría de los entrevistadores.

 

Estudiar la compañía.

La mayoría de las empresas tienen un sitio web con mucha información sobre los fundadores, historia de la empresa, declaración de la empresa y mucho más.

Pase una o dos horas leyendo el sitio web de la compañía y haga una búsqueda de comunicados de prensa, artículos de noticias y artículos relacionados con el negocio. Trate de averiguar dónde encajaría en la empresa y qué habilidades debe resaltar. El conocimiento es poder, también muestra que estás interesado.

 

Ir con los materiales adecuados.

Siempre lleva contigo una copia de tu currículum, cualquier carta de referencia y cualquier otro tipo de material, como un portafolio, apropiado para la entrevista de trabajo. Es posible que no los necesites, pero estarás preparado si llegas a necesitarlo. Además, no solo lleves una copia; a menudo habrá varios entrevistadores y no quieres hacerlos compartir. Es posible que hayas enviado tu currículum por correo electrónico, pero los correos electrónicos se pueden eliminar fácilmente. Esta es su mejor oportunidad para dejar tu currículum en sus manos, delante de ellos y en su escritorio.

 

Revisar tu currículum.

Si, crees que lo conoces tu curriculum lo suficiente, pero léelo una y otra vez y una más y piensa en las posibles preguntas que puedan surgir en la entrevista. No es que vayan a hacerte una pregunta por cada punto que incluyas, pero es mejor estar preparado para cada uno de ellos, con más que una historia.

Prepárate para preguntas más detalladas, aspectos técnicos, fechas, etc.

 


Relacionado: 9 cosas consejos que debes saber antes de enviar tu curriculum


 

Escribir el pitch del elevador.

El pitch del ascensor es un desenfoque de 30 segundos sobre ti: quién eres, qué ofreces, qué puedes aportar al negocio. Es autopromocional, y sí, es un dolor de cabeza escribir algo que capture las cosas màs importantes sin sonar egotista. Puedes hacerlo, y deberías hacerlo. Te ayuda a concentrarte en tus propias fortalezas y habilidades, lo cual es importante.

 

Practicar

Puedes pedirle a un amigo, vecino o familiar que se siente contigo para una entrevista de práctica, muestrales tu pitch del elevador. Pídeles que te hagan algunas preguntas típicas de la entrevista y trata de dar tus mejores respuestas. Es importante que practiques el proceso de entrevista para que te sientas más cómodo a la hora de estar en una entrevista real. La familiaridad te harà sentir más cómodo.

 

Durante la entrevista

Practicar la cortesía común.

«Sí, Señor» y «Sí, Señora» son apropiados a menos que se indique lo contrario.

No interrumpas. No olvides estrechar las manos. Saca esos modales y úsalos.

 

Mantener una buena postura.

Párate recto, camina alto y siéntate recto en tu silla. Evita dar la impresión de: «soy un estudiante perezoso, apático». No eres un estudiante perezoso y apático y no quieres que la gente te confunda por uno.

 

No te disculpes por tu falta de experiencia.

Vieron tu currículum y todo el mundo posee las mismas características. En su lugar, señale los méritos de su educación, sus fortalezas personales, las habilidades que puede traer y su unidad para tener éxito.

 

Responda las preguntas honestamente.

No acostumbres a mentir para salir ileso de alguna situación, siempre di la verdad. Incluso si hay algo embarazoso o potencialmente problemático (una clase fallida, o tal vez fuiste detenido por conducir ebrio, o algo mucho peor), siempre que te pregunten, solo responde honestamente.

 

Mantenga algunos detalles.

Olvídate totalmente de contar todos los detalles de su historia familiar, circunstancias atenuantes y situaciones personales. Nadie necesita o quiere toda la historia de tu familia y cuanto más hables de ti mismo, trata de sonar lo más defensivo posible.

Dá los hechos según sea necesario y mantén el resto para tu sesión de terapia. Los comentarios personales están bien, pero quieren saber si puedes hacer el trabajo y si serás una buena opción, o mejor que los otros estudiantes.

 

Tener una «personalidad según la entrevista.»

Si eres introvertido, finge ser extrovertido. Esto no significa que tengas que hablar rápido o bailar o vestirte con colores brillantes, sólo significa que puedes adoptar un personaje extrovertido durante una hora o algo así para hablar de ti cómodamente. Del mismo modo, si eres extrovertido, no hables rápido ni bailes. Sólo asegúrate de que no estés dejando que la entrevista se esté yendo a un nivel muy personal cuando debes mantenerlo profesional.

 

Haga contacto visual.

Hacer contacto visual le dice a la gente que usted es sincero, confiado y digno de confianza.

 

Utilice el lenguaje profesional.

Incluso si el entrevistador utiliza lenguaje vulgar, no sigas el ejemplo. Mantente en un nivel de profesionalismo alto.

Como estudiante entrevistado para un trabajo, puedes no tener años de experiencia, pero traes las ganas, la perspectiva correcta, la disposición de trabajar y muchas más cosas valiosos. Ten esto en cuenta y podrás manejarte con cortesía y confianza.

 

Después de la entrevista

Envía un correo electrónico de agradecimiento dirigido a los entrevistadores. No tiene que ser largo, pero debe ser gramaticalmente correcto. Agradecer al entrevistador por su tiempo y reiterar que estás interesado en la oportunidad. Es posible que no lo hayas sentido, pero también estabas evaluando la compañía y entrevistandolos, así que hazles saber que todavía estás interesado.

 

Concluyendo

Ser un recién graduado en el mercado de trabajo puede ser bastante desalentador, especialmente si nunca has tenido que buscar una trabajo antes. Pero estos consejos seguramente te darán una ventaja contra la competencia.

 

Cuéntanos un poco, ¿Conocías algunos de los consejos anteriores? ¿Los pondrás en práctica?  ¿Qué clase de contenido te gustaría ver en la web?.

Déjanos saber en los comentarios  y si quieres ayudar a que alguien más aprenda estos fabulosos consejos, comparte este post en las redes sociales, esperamos haberte ayudado 🙂